Endodoncia

Endodoncia

Un diente sano es una estructura perfectamente protegida. Sin embargo, a veces un traumatismo, una erosión o una caries deterioran la integridad de la misma. En los casos en que la caries es tan profunda que alcanza la pulpa, la endodoncia nos permite mantener la pieza y eliminar el dolor.

La endodoncia consiste en acceder a la cámara pulpar a través del diente y en eliminar la pulpa – que es la responsable de la formación del diente y de su sensibilidad, en definitiva de su vida.

Tras ello, se obtura la vía abierta en el diente por la que se accedió. Según la cantidad de diente destruido el tratamiento puede finalizarse con un sencillo empaste, una reconstrucción o colocando una funda para protegerla.